Cuidados y mantenimiento del microcemento

CUIDADOS DEL MICROCEMENTO RECIÉN APLICADO:

El posible peligro de rayado, pérdida de brillo de los pavimentos de Microcemento siempre ocurre en sus primeras semanas. Un pavimento, ya endurecido al 100%, tiene unas cualidades mecánicas superiores que le permiten mantener un aspecto inmejorable con el paso del tiempo. Nuestros pavimentos cementosos requieren alrededor de 4 semanas para conseguir la máxima dureza.

Un pavimento de microcemento recién terminado no se debe pisar en 3 días. Es vital la colocación de protectores en las patas o soportes de muebles, sillas o mesas. Evitar totalmente el arrastrado de muebles o electrodomésticos sobre un pavimento de Microcemento.

Estos pavimentos alcanzan en las primeras 48 horas la mitad aproximada de su resistencia. El frío, con temperaturas inferiores a 10ºC puede paralizar o ralentizar el proceso de endurecimiento

CUIDADOS DE LAS PRIMERAS 72 HORAS

Mantener la temperatura de los locales entre los 17ºC a 25ºC. No es recomendable tampoco subir por encima de esta temperatura.

No pisar el pavimento ni realizar trabajos en los locales tratados.

Evitar totalmente las goteras, los derrames de líquidos y la humedad en este período. La humedad y el agua blanquean las resinas de poliuretano cuando este no esta completamente seco (el barniz de poliuretano necesita 10 dias para expulsar toda su humedad interna y alcanzar su máxima dureza).

No lavar, mojar, limpiar o atacar el pavimento bajo ningún concepto.

No proteger el pavimento con cartones o papel.

CUIDADOS ANTES DE LOS 10 DIAS DE LA APLICACIÓN DE LA ÚLTIMA CAPA DE POLIURETANO BI-COMPONENTE

No realizar trabajos de pintura, construcción o similar en los locales tratados. Si se realizan, proteger completamente el suelo con cartón doble y nunca usar escaleras sin protecciones en las patas.

Limpiar sólo con agua y sin esfuerzos mecánicos abrasivos ni detergentes de ningún tipo. En casos de limpieza, no dejar charcos de agua acumulados.

En ningún caso puede caer pintura, pegamento o líquidos, ya que pueden amalgamarse con nuestro poliuretano y resultara casi imposible su limpieza posteriormente.

Evitar los golpes o caída de objetos sobre el pavimento.

Utilizar el pavimento con cuidado.

No utilizar ácidos o bases para la limpieza del pavimento, sólo detergentes neutros (similares a los que se utilizan para mármoles o suelos de madera) y aclarar bien.

CUIDADOS A PARTIR DEL PRIMER MES

Se recomienda aplicar una cera acrílica cada mes para ayudarle en su protección.

Evitar siempre el contacto con disolventes fuertes, aguarrás, salfumant o cualquier tipo de ácidos o productos corrosivos.

En el caso de pérdida de brillo por el uso en pavimentos lisos se puede realizar una operación de limpieza y pulido consistente en: limpieza enérgica con desincrustante específico y máquinas pulidoras rotativas (con un disco de esponja de pulir), aclarados y aplicación de una cera acrílica.

En el caso de encimeras de cocina, no colocar ollas o sartenes calientes sobre el Microcemento. Siempre coloque protectores en las patas o soportes de muebles, sillas o mesas. Evitar totalmente el arrastrado de muebles o electrodomésticos sobre un pavimento de Microcemento.

2018-05-12T10:56:13+00:00 noviembre 23rd, 2017|
EnglishFinnishFrenchPortugueseSlovenianSpanish